¿Qué son, para qué sirven y cómo conseguir las etiquetas ambientales de la DGT? | Somos Chueca - Salesas
Seleccionar página

¿Qué son, para qué sirven y cómo conseguir las etiquetas ambientales de la DGT?

Los distintivos medioambientales de la DGT dividen a los vehículos a motor en función de sus emisiones contaminantes: B, C, ECO y CERO. Los conductores madrileños tienen un plazo de seis meses para conseguirlos

Etiqueta ambiental "ECO" de la DGT | AYUNTAMIENTO DE MADRID
Etiqueta ambiental "ECO" de la DGT | AYUNTAMIENTO DE MADRID

Las etiquetas medioambientales de la Dirección General de Tráfico (DGT) son unas pegatinas que sirven para distinguir el grado de emisiones contaminantes de cada vehículo a motor, incluidas motos y motocicletas.

La DGT los divide en cinco grupos: los de gasolina anteriores al año 2000 y los de diésel anteriores a 2006, que carecen de distintivo; y los B, C, ECO y CERO.

Etiqueta ambiental "ECO" de la DGT | AYUNTAMIENTO DE MADRID

Etiquetas ambientales de la DGT | AYUNTAMIENTO DE MADRID

¿Para qué sirven las etiquetas de la DGT?

Estos distintivos ambientales de la DGT servirán para identificar cuáles son las restricciones de circulación aplicables a cada vehículo en dos normas recientemente aprobadas en la ciudad: la Ordenanza de Movilidad Sostenible, que incluye la puesta en marcha de Madrid Central, a partir del 23 de noviembre; y el nuevo protocolo para episodios de alta contaminación, vigente desde el 8 de octubre.

En el plazo de seis meses todos los vehículos que circulen por la ciudad de Madrid, incluidas motocicletas (salvo las anteriores al 2000, que carecen de distintivo), deberán llevar visible la etiqueta medioambiental de la DGT.

Se recomienda colocar las pegatinas en el ángulo inferior derecho del parabrisas delantero o, en su defecto, en cualquier sitio visible del vehículo.

¿Cómo se consigue la etiqueta B, C, ECO o CERO?

Quienes tengan un vehículo tipo B, C, ECO o 0 y todavía no tengan en su poder el distintivo ambiental de la DGT podrán conseguir las etiquetas en las oficinas de Correos presentando el permiso de circulación del vehículo por un importe de 5 euros, en concepto de tasa. Otras alternativas son la Confederación Española de Talleres (CETRAA) y los gestores administrativos.